El PSPV dice que la nueva ley «abrirá una puerta falsa» al plan del Cabanyal

La figura de «excepcionalidad» evitaría demoler la reforma del teatro romano según los juristas

2003-09-13Publicat per: Levante
La figura «de excepcionalidad» que, como avanzó este diario, el Consell prevé introducir en la Ley de Patrimonio podría permitir mantener las obras de rehabilitación del teatro romano de Sagunto, según manifestaron expertos juristas.

El artículo 103.2 de la jurisdicción contencioso-administrativa (vía en la que está el monumento romano) establece que se podrán declarar nulos aquellos actos o disposiciones que vayan en contra de una sentencia. No obstante, si esa disposición susceptible de ser anulada tiene rango de ley, un tribunal no puede declararla nula, algo que sí podría hacer en caso de ser una acto administrativo y de inferior rango

El Consell se serviría así de «un tecnicismo legal» para zanjar el contencioso del teatro romano y evitar su demolición, según interpretaron los juristas.

La modificación de la normativa de Patrimonio se hará a través de un proyecto de ley que el conseller de Educación, Esteban González Pons, presentará en tiempo récord a las Cortes. Así, la Generalitat podría alegar ante un tribunal razones para rechazar la demolición de las obras del teatro, algo que no ha hecho en todo el tiempo que ha durado el litigio judicial.

Las fuentes consultadas apuntaron, no obstante, que otra forma más sencilla de evitar la demolición de las obras del teatro romano sería declarar Bien de Interés Cultural el monumento en su estado actual.

Al respecto de la reforma, la secretaria de Cultura y Política Lingüística del PSPV, Isabel Escudero, manifestó ayer la «enorme preocupación que genera esa nueva figura de excepcionalidad o de discrecionalidad». «Para evitar la demolición del teatro romano -añadió- se va a abrir una puerta falsa que dará salida a proyectos como el plan del Cabanyal y el Palacio de Congresos del Benacantil».

Escudero dijo que el PSPV es partidario de modificar la ley de Patrimonio «porque peca de exceso de celo y rigor respecto a las nuevas formas de rehabilitación», si bien dijo que la reforma debe hacerse a partir de «un debate en profundidad». Escudero también expresó su «preocupación por la situación en la que pueden quedar los edificios protegidos tras esta reforma».

L´Entesa exige garantías de protección

El grupo parlamentario de l´Entesa en las Cortes Valencianas presentó ayer una proposición no de ley en la que plantean que cualquier expediente de revisión de las figuras de protección del patrimonio que suponga una reducción de la misma, esté sometido a «especiales garantías» a través de informes «independientes de expertos».

El diputado de l´Entesa en las Cortes Valencianas Ramón Cardona explicó que el objetivo de esta iniciativa es «evitar arbitrariedades o decisiones fomentadas en argumentaciones ajenas a las características objetivas del bien a proteger».

La proposición no de ley, que se presenta después de que el Consell apostara públicamente por una modificación de la ley de Patrimonio, busca, según Cardona, «evitar tentaciones especulativas que afecten a los bienes patrimoniales». Cardona confió en que las modificaciones que se puedan introducir en la ley «salvaguarden, al menos, el grado de protección actual de los bienes que la tienen declarada y no puedan suponer, en ningún caso, la reducción o desaparición».