Salvem el Cabanyal dice que la defensa del plan no ha hallado base legal

La plataforma insiste que el proyecto vulnera el BIC

2002-02-22Publicat per: Levante
El recurso de súplica que ha presentado el Ayuntamiento de Valencia contra la suspensión cautelar de una parte del plan del Cabanyal ha encontrado réplica por parte de la plataforma Salvem que presentó el recurso. A falta de que la sala de lo contencioso-administrativo del Tribunal Superior de Justicia decida ratificar o no su decisión, el abogado de la plataforma asegura que la defensa municipal carece de cualquier argumentación jurídica y es tan sólo «un discurso político y descalificador». En el escrito de alegaciones dirigido a los magistrados, la plataforma destaca —y así lo hizo ayer también su abogado, José Luis Ramos— que el secretario general del ayuntamiento nunca elaboró o al menos no hizo público el informe de legalidad que fue solicitado por la oposición, cuyos representantes asistieron a la comparecencia. Ramos se refirió a la alusión de que la prolongación de la avenida de Blasco Ibáñez hasta el mar era un proyecto conocido por todos y defendido por los sucesivos gobiernos municipales. El abogado aseguró que la declaración de BIC en 1993 de una parte del Cabanyal zanjaba el «dilema» planteado en el Plan General de Ordenación Urbana y que es a partir de ese momento cuando el proyecto pasa a ser ilegal. Y es que Salvem el Cabanyal, según destacó José Luis Ramos, ha basado su recurso en la supuesta vulneración de la legalidad, especialmente la Ley de Patrimonio. «A nosotros —citó como ejemplo— no nos gustan los nuevos edificios frente a la Ciudad de las Artes y las Ciencias, pero como están dentro de la legalidad urbanística, nos lo callamos y en todo caso responderemos en las urnas. Pero esto es una cuestión de legalidad». Ramos defendió la legitimidad de la plataforma «o cualquiera que ejerza la acción pública» para recurrir e incidió en que la protección afecta al conjunto.