PP y PSPV contactan para buscar una salida

La Síndic de Greuges pide comparecer en plena crisis institucional con las Cortes

2001-03-08Publicat per: El País
La crisis institucional abierta en torno a la elección del nuevo Síndic de Greuges se agravó ayer y recrudeció el enfrentamiento que los grupos del Gobierno y de la oposición en las Cortes Valencianas mantienen al respecto. El detonante fue un escrito cursado por la adjunta al Síndic Emilia Caballero, titular en funciones de la institución, que pide comparecer de forma 'urgente' para explicar su actuación. La petición pone en un aprieto a la presidenta de la Cámara, Marcela Miró, cuya imparcialidad en la crisis está cuestionada.

En el escrito que envió ayer, Caballero recuerda que el 29 de enero remitió un informe sobre 'los acontecimientos extraordinarios' registrados tras su dictamen contrario al plan de El Cabanyal, que le reportó gruesas críticas del PP, y sobre su actuación como titular interina del cargo, y mostraba su 'total disposición' a comparecer en las Cortes. Al no obtener contestación, y dado que su informe no ha sido publicado en el Boletín Oficial de las Cortes Valencianas, Caballero considera 'necesaria e inaplazable' su comparecencia, que solicita de acuerdo con la ley de creación del organismo. El escrito llegaba después de que el martes el PP colara su iniciativa para que la comisión de Peticiones elabore y vote un dictamen sobre la actuación de Caballero, que los populares consideran 'partidista', mientras que las propuestas de la oposición para que la Síndic comparezca para dar cuenta de su informe, presentadas con anterioridad, quedaban aparcadas.

Esa decisión provocó duras críticas de la oposición hacia la presidenta de la Cámara, a la que acusaron de ejercer de 'agente' del Consell y de obviar la imparcialidad que requiere su cargo. El nuevo escrito de Caballero pone en un aprieto a Miró, que ahora debe decidir si acepta o no la comparecencia.

Los socialistas señalaron que la petición de la Síndic viene respaldada por la ley, que además, según el diputado Andrés Perelló, le otorga 'plenitud de funciones y prerrogativas y la colocan legalmente en el lugar del Síndic'. Según Perelló, la petición 'no sólo es legal y democrática, sino sana desde el punto de vista de la salud del sistema'. Perelló instó a la presidenta de las Cortes a aceptar la comparecencia. El portavoz adjunto de EU, Joan Antoni Oltra, calificó de 'inaceptable' y una 'muestra de obscenidad política y de manipulación partidista' la postura del PP en esta crisis.

El portavoz del PP, Alejandro Font de Mora, dijo que 'no tiene sentido que ahora se provoque ninguna otra actuación ni de la Síndic ni en relación con la Síndic'. Los populares consideran que Caballero no está 'legitimada' para pedir la comparecencia y sostienen que lo único que procede es sustanciar su propuesta para analizar la situación de la institución. 'Eso prima sobre cualquier decisión', precisó Font de Mora. Pese a todo, PP y PSPV mantuvieron ayer contactos para buscarle solución a la crisis.