Afirma que es una estrategia para "desviar la atención" del tema que importa: la destrucción del patrimonio" de la ciudad

Salvem el Cabanyal acusa a Barberá de difamarles

2009-07-20Publicat per: Levante
Salvem el Cabanyal aseguró hoy que las declaraciones de la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, y sus concejales sobre el carácter "violento" de este colectivo son "difamaciones impropias de quien ocupa su cargo" y las calificó de "exabruptos dirigidos a desviar la atención del tema que importa: la destrucción del patrimonio" de la ciudad.

La Plataforma criticó las declaraciones de Barberá en las que definía a Salvem el Cabanyal como un "grupo que utiliza la violencia", indicó la asociación en un comunicado, así como las manifestaciones de los concejales 'populares' Marta Torrado y Miguel Domínguez que tacharon a la organización vecinal de "extremista" e "irrespetuosa con las instituciones".

El colectivo aseveró que conoce "bien la forma de hacer política del Partido Popular", por lo que indicó que no va a entrar en "este tipo de provocaciones", pues Salvem el Cabanyal se mostró "consciente" de que estas declaraciones son "exabruptos dirigidos a desviar la atención del tema que importa, la destrucción que el gobierno municipal de Rita Barberá está realizando del patrimonio de todos los valencianos".

Es decir, "la destrucción del Cabanyal", y ello, agregó la plataforma, "a pesar de la última sentencia del Tribunal Supremo, que atribuye al Ministerio de Cultura la decisión sobre si la prolongación de Blasco Ibáñez es o no ilegal". Pero la alcaldesa "no quiere que se hable de ello" y, por ello, "nos acusa, falsamente, de radicales, violentos y extremistas", según señalaron. "Poco menos que delincuentes", indicaron las mismas fuentes.

"No es la primera vez que lo hace, pero estos días ha sido especialmente agresiva", censuró la Plataforma, quien argumentó que "la razón estriba en que sabe que el momento actual es decisivo para el futuro del barrio, y que una declaración de expolio por parte del Ministerio acabaría definitivamente con su plan de expropiaciones y derribos".

Asimismo, Salvem el Cabanyal manifestó que el colectivo "ha estado, estamos y estaremos contra todo tipo de violencia; llevamos once años luchando por nuestros derechos con los instrumentos que nos dan las leyes, y seguiremos haciéndolo; hemos respetado y respetamos a todas las instituciones; las hemos respetado cuando nos han dado la razón y cuando no lo han hecho".

"EL ARGUMENTO COMO ARMA"

Además, esgrimió que siempre "han sido los argumentos nuestra única arma de defensa y únicamente con ellos nos hemos dirigido a todas las instituciones a las que hemos tenido que hacerlo durante todos estos años". "En nuestra defensa siempre han acudido profesionales de reconocido prestigio y siempre lo han hecho de forma altruista", indicó la plataforma, quien agregó que las declaraciones de la alcaldesa y sus concejales "sobre el carácter violento de Salvem el Cabanyal son difamaciones impropias de quien ocupa su cargo".

Por este motivo, la asociación confía en que la alcaldesa de Valencia "se tranquilice, respete a los vecinos del Cabanyal y deje de derribar casas en el barrio hasta que el Ministerio dicte su resolución". "Sería, por su parte, una muestra de respeto a las instituciones y a las decisiones que puedan tomar", concluyó.