El Plan Confianza destina un tercio de las inversiones en Valencia a las demoliciones y apertura de nuevas calles en la zona protegida del Cabanyal

52 millones del Plan Camps, a la espera

2009-06-10Publicat per: Las Provincias
Un tercio de los 163 millones de euros que Valencia recibirá del Plan Confianza irán directamente al barrio del Cabanyal. El dato refleja la importancia que da el gobierno municipal al proyecto de la prolongación, varado desde 1999 debido a sucesivos conflictos judiciales y que sólo ha avanzado gracias a los acuerdos de compra que hizo en primera instancia la empresa municipal AUMSA y después Cabanyal, formada entre el Consistorio y la Generalitat.

De los 52,6 millones de euros del llamado Plan Camps para este barrio del Marítimo, hay dos partidas que pretenden resolver de manera directa sendas unidades de ejecución (6.01 y 6.02), que en parte entran de lleno en la zona declarada Bien de Interés Cultural, el meollo del conflicto entre los defensores y detractores del proyecto urbanístico en los últimos diez años en Valencia. Se trata de dos unidades delimitadas por la calle San Pedro, la plaza Doctor Lorenzo de la Flor, la calle Progreso y la calle Pescadores.

Las dos tienen en previsión la demolición de edificios, apertura de nuevas calles y distintos equipamientos, como jardines y otras dotaciones. En todos los casos, las viviendas serán de protección oficial. En total, se estima que habrá unas 1.500 VPP repartidas a ambos lados de la avenida. El Plan Camps tiene en cartera también la urbanización del bulevar San Pedro y la construcción de un aparcamiento subterráneo en la calzada, con una inversión prevista de 16,4 millones de euros.

El portavoz del gobierno municipal, Alfonso Grau, afirmó recientemente que esta última obra estará acabada a finales de 2010 y que el parking se destinará principalmente para residentes. Una empresa construye en la actualidad otro junto al mercado del Cabanyal, en la avenida Mediterráneo. Por lo que respecta al resto de las inversiones de la Generalitat para los próximos dos años, otros tres proyectos se centran en la urbanización de calles.

En todos los casos se incluirá la renovación de aceras y la colocación de asfalto fonoabsorbente. Calles como Barraca, Reina y Doctor Lluch (entre Amparo Guillem y Francisco Cubells esta última). También la avenida Mediterráneo y las calles Columbretes, Mijares, Escalante, Progreso, José Benlliure y la plaza de los Ángeles.

El Ayuntamiento ha presentado ya la lista de obras a la Administración autonómica. Queda por decidir las que se harán mediante convenio y las que saldrán a concurso, para cumplir con los requisitos del convenio.

Buena prueba de la celeridad que se quiere imprimir a la prolongación es que algunos edificios de la zona protegida ya están rodeados por vallas, una tarea previa a la demolición. Cabanyal 2010 tiene en cartera el derribo de 35 inmuebles en las próximas semanas, en distintas fases de tramitación de la licencia o con todos los permisos ya concedidos.