La oposición califica la modificación legislativa como una “aberración jurídica” sin precedentes

El PP aprueba la ley que permite ampliar Blasco Ibáñez

2004-10-07Publicat per: Las Provincias
El pleno de las Cortes aprobó ayer, con los únicos votos del PP y el rechazo de PSPV y EU-Entesa, la reforma de la ley de Patrimonio Cultural, que permitirá la autorización de intervenciones de carácter “excepcional” en Bienes de Interés Cultural (BIC) para llevar a cabo proyectos “de interés general” o para “singulares relevantes”.
Esta modificación legal permitirá ejecutar el proyecto de ampliación de la avenida Blasco Ibáñez hasta el mar a través del barrio del Cabanyal.
La reforma aprobada faculta al Consell a autorizar que los planes especiales de protección de conjuntos históricos prevean modificaciones de la estructura urbana y arquitectónica ante actuaciones de “interés general para el municipio” o “proyectos singulares relevantes” y también para lograr una “mejora de su relación con el entorno territorial o urbano” o para evitar “usos degradantes”.
Además de favorecer el “uso social” de los bienes declarados de interés cultural, la norma aprobada también busca reforzar la protección del patrimonio de índole inmaterial y prevé la constitución de fundaciones públicas que puedan llevar a cabo actividades de fomento y protección de los bienes patrimoniales.
La diputada popular Carmen Nácher afirmó que “no tiene coherencia” vincular la modificación de ley de Patrimonio con un intento de dar cobertura legal a la prolongación de Blasco Ibañez a través del barrio valenciano del Cabanyal, ya que, según señaló, esta ley se aprueba en 2004 mientras que la iniciativa del Ayuntamiento se remonta a 1999.
La portavoz adjunta del PSPV, Isabel Escudero, mostró su rechazo a la reforma porque propone, en su opinión, el “suicidio” de la ley de Patrimonio y constituye una “aberración jurídica sin precedentes” que va “en contra” de la ley estatal de Patrimonio Histórico y que pretende ofrecer una “coartada legal” al plan del Cabanyal.
Escudero anunció así que los socialistas harán “lo posible” para que exista un “pronunciamiento sobre la constitucionalidad o inconstitucionalidad” de esta modificación y advirtió de que, cuando los responsables de la Generalitat se “extralimiten”, requerirán “la intervención del Ministerio de Cultura”.
La diputada, quien también aseguró que el PSPV promoverá “la movilización ciudadana”, pidió al PP que “mida los tiempos” porque “las consecuencias” de la aplicación de esta ley “serán responsabilidad colectiva e individual” suya.
Un grupo de militantes de Salvem el Cabanyal se manifestaron ayer en las Cortes contra la aprobación de la reforma de la Ley de Patrimonio Cultural que, en su opinión, permitirá la prolongación de la avenida Blasco Ibáñez de Valencia. Los manifestantes, que portaban grandes pegatinas en el pecho con letras, por error compusieron la palabra “espoliapors”, en lugar de “espoliadors”, en alusión al PP.