El edificio se levantará junto a la avenida de los Naranjos, fuera de la zona paralizada del plan urbanístico

Proyectan una residencia de estudiantes en el Cabanyal

2012-10-23Publicat per: Las Provincias
El Ayuntamiento ha acordado con la Universitat de València y la Politècnica ubicar una residencia en el barrio del Cabanyal, fuera de la zona del plan urbanístico y en los aledaños de la avenida de los Naranjos, a tiro de piedra de los dos campus. En la reunión mantenida la pasada semana entre representantes de asociaciones vecinales del barrio y el gobierno municipal, el vicealcalde, Alfonso Grau, adelantó que el inmueble se construirá con toda probabilidad en la calle Pedro Maza, casi en el límite con la Malvarrosa.
De esta manera se persigue acelerar los plazos y evitar que la iniciativa se vea lastrada por la paralización judicial del plan y la prolongación de la avenidas Blasco Ibáñez. La llamada residencia universitaria extensiva será un modelo a seguir en otras promociones en el Cabanyal, según avanzaron a LAS PROVINCIAS fuentes conocedoras de la negociación.
La idea es que las dos Universidades recomienden y promocionen estas viviendas para estudiantes Erasmus o de otro tipo que necesiten alojamiento. La financiación correría a cargo del Ayuntamiento, aunque el proyecto arquitectónico se coordinará con técnicos de las instituciones docentes. Ahora toca estudiar las condiciones del acuerdo, que forma parte del plan integral de revitalización del barrio que persigue la Universitat de València. La recuperación de vecinos es uno de los objetivos principales.
Entre la avenida de los Naranjos y el Cabanyal queda una amplia franja de terreno, donde la única edificación es un tanatorio en la esquina con el bulevar Serrería. Está pegada al límite norte del Plan de Protección del Cabanyal-Canyamelar aunque no tiene el inconveniente de la orden ministerial que prohibe las obras de nueva planta, según la interpretación que hace el Consistorio y se mantiene vigente.
El vicealcalde recordó hace días que el Ayuntamiento dispone de 27 millones de euros del Plan Confianza para cuando puedan reiniciarse las obras. La fórmula negociada con el Gobierno ha sido aprobar una nueva orden ministerial que sustituya a la de la exministra Ángeles González-Sinde.
La comisión de trabajo formada en la Universitat ultima también un plan integral socioeconómico, con una serie de propuestas para reflotar el barrio. El objetivo es el mismo, aunque a más largo plazo, que la iniciativa anunciada este jueves por el concejal de Seguridad Ciudadana, Miquel Domínguez, similar a la realizada en Ruzafa en 2002.
Se trata de reforzar las inspecciones en las viviendas ocupadas ilegalmente, aumentar los desalojos e incrementar la limpieza de las calles, entre otras recetas. Fuentes municipales aseguran sobre esto que habrá una veintena de inmuebles propiedad de la empresa pública Plan Cabanyal-Canyamelar ocupados sin permiso, una cifra que ha bajado en los últimos meses gracias a la intervención policial y las denuncias en los juzgados.